Noticias

Actualización de 2020: nuestros progresos y el camino que tenemos por delante

Es enero, ha comenzado un nuevo año, por lo que es buen momento para poneros al tanto de hasta dónde hemos llegado en nuestro empeño de ofreceros un Evernote mejor.

Hace un año, cuando llevaba pocos días como CEO de Evernote, dije que, para que Evernote progresase, teníamos que comenzar por afianzar sus cimientos. Y establecí tres objetivos como nuestras prioridades de cara a 2019:

  1. Queríamos crear una experiencia de Evernote más coherente y consistente, una experiencia que solucionase las funciones esenciales de las que todos dependemos.
  2. Decidimos cambiar la forma en que desarrollamos y producimos software para poder enviar mejoras y nuevas funciones de manera más rápida y con mejor calidad.
  3. Nos comprometimos a mejorar la infraestructura central que utiliza Evernote para poder ofrecer un servicio con la velocidad, fiabilidad y escalabilidad que todos esperamos.

Me alegra decir que hemos avanzado de forma considerable en esos tres objetivos, incluso más allá de los progresos de los que os hemos ido informando con regularidad durante el pasado año. Enseguida me ocuparé de ese tema.

Pero primero, es importante que sea completamente sincero sobre cuál es el punto en el que nos encontramos. Ya está aquí el 2020, y todavía no hemos conseguido todo lo que nos propusimos conseguir hace un año. Aún tenemos que alcanzar algunos hitos importantes para cumplir con los tres objetivos anteriores. Ninguno de nosotros, ni el equipo de Evernote, ni nuestros clientes, ni nuestra comunidad ni nuestros socios, creemos que Evernote esté donde debería estar a estas alturas.

El fracaso más visible de nuestro plan de entrega es no haber sido capaces de suministrar nuevas aplicaciones móviles y de escritorio en el lanzamiento general. Según mis cálculos, llevamos entre 3 y 4 meses de retraso con respecto a lo que habíamos planeado. Desde luego no es por falta de empeño o de concentración. Pero hay montañas que son más difíciles de escalar de lo que parecen al empezar a caminar, y hasta ahora hemos tenido que escalar mucho a lo largo de nuestro viaje.

Como consecuencia de ello, hay muchas mejoras que hemos presentado en nuestros vídeos Detrás de cámaras que aún no están disponibles en el mercado, lo que resulta decepcionante tanto para vosotros como para nosotros. Seguiremos trabajando con empeño para corregir esta falta con el fin de que todos podamos disfrutar de un Evernote mejor y comenzar a innovar rápidamente sobre esa base mejorada.

Sin embargo, el pasado año no ha estado exento de logros significativos. Permitidme que resuma algunos de los aspectos más destacados que vivimos juntos en 2019:

Vuestra reacción colectiva al nuevo editor de notas, al que se puede acceder a través de nuestra moderna aplicación web, ha sido muy positiva. El metódico proceso que seguimos a la hora de realizar la prueba beta, recopilar comentarios, efectuar mejoras y lanzar gradualmente el nuevo editor de notas fue muy eficaz. Y esta primera versión del nuevo editor de notas es solo el principio; tenemos la intención de seguir mejorando en los próximos meses.

Nuestro nuevo mecanismo de búsqueda, al que se puede acceder igualmente a través de la aplicación web, también ha tenido una respuesta enormemente positiva. Modelamos ese proceso de lanzamiento sobre lo que aprendimos del editor. Durante la búsqueda beta, realizamos cambios en la funcionalidad y mejoras tanto en los algoritmos de relevancia como en la búsqueda y la corrección de errores. Continuamos recibiendo sugerencias de los clientes sobre cómo encajar esta interfaz de búsqueda en el escritorio, y seguiremos invirtiendo en la búsqueda en los próximos meses.

También creamos un nuevo canal de comunicaciones con nuestros vídeos Detrás de cámaras, en los que contrapesábamos la transparencia sobre aquello en lo que estábamos trabajando con la realidad pragmática del punto del proceso en el que nos encontrábamos. Fuisteis una fuente de inspiración para toda la empresa por la forma en la que acogisteis, valorasteis y os implicasteis en la iniciativa, aportando en muchos casos comentarios que nos sirvieron para corregir el rumbo de nuestro trabajo aún antes de que salieran las primeras versiones al mercado.

Y desde el punto de vista comercial, Evernote siguió creciendo. Acabamos el 2019 con más suscriptores que cuando lo empezamos, lo que generó un flujo de caja positivo. Es posible que, a primera vista, un balance saludable no parezca un punto a destacar, pero solo un Evernote financieramente sólido podrá garantizaros los servicios que necesitáis durante mucho tiempo.

Si nos habéis estado siguiendo durante todo el año, nada de lo que he dicho hasta el momento os parecerá una novedad, así que, con vuestro permiso, pasaré a hablar de algunos logros recientes que apenas hemos tocado:

  • una experiencia web moderna rediseñada,
  • la primera versión preliminar de nuestros clientes móviles reconstruidos, y
  • una migración de datos satisfactoria en la nube.

En diciembre suministramos una versión completamente rediseñada de nuestra moderna experiencia web a un pequeño grupo de clientes. Y, tal como habíamos previsto, no se dieron cuenta. Por fuera, esta versión no se distingue prácticamente en nada de la que muchos de nosotros ya utilizamos a diario. Pero por dentro, su base de código se ha renovado significativamente sobre una nueva biblioteca de códigos que rige la comunicación entre el cliente y la nube (volveré sobre este punto más adelante). Es un importante logro en relación con el segundo objetivo que establecí para Evernote a principios de 2019. El objetivo que perseguíamos con esta iniciativa era intercambiar unas bases anticuadas y oxidadas por un nuevo y reluciente tren de aterrizaje, sin que nadie lo notara. Y hasta ahora, todo ha ido según lo planeado. Seguiremos realizando lanzamientos en los próximos meses hasta que el cien por cien de los clientes web estén en la nueva y mejorada infraestructura del cliente.

En diciembre, lanzamos la primera versión de las aplicaciones iOS y Android que habíamos rediseñado por completo a un pequeño grupo de usuarios para que evaluaran la versión beta. Estas aplicaciones (que presentamos en un vídeo de Detrás de cámaras de diciembre) son una muestra de cómo estamos intentando alcanzar nuestros dos primeros objetivos, con un diseño móvil y una funcionalidad acordes con las innovaciones que hemos realizado en el cliente web. Esto incluye la adaptación del nuevo editor de notas y la nueva búsqueda a la pantalla pequeña, la obtención de señales de navegación uniformes y la aplicación de las mejoras realizadas en una plataforma a ambas aplicaciones móviles (por ejemplo, las etiquetas ahora son ciudadanos de primera clase tanto en iOS como en Android).

Nada de lo anterior habría sido posible sin el grupo que evaluó el Programa Beta testers. Vuestros comentarios son fundamentales para la creación de aplicaciones que satisfagan vuestras necesidades, así que no dudéis en hacérnoslas llegar. Todavía nos queda mucho por hacer tanto en materia de funcionalidad como de rendimiento, pero seguiremos aumentando los lanzamientos de las nuevas aplicaciones móviles durante los próximos meses.

Como ya he señalado antes, tanto la nueva versión web rediseñada como los clientes móviles reconstruidos comparten la misma biblioteca de códigos que rige la comunicación entre la aplicación y la nube. Si bien esto puede parecer irrelevante para vosotros como usuarios, la alineación de nuestras bases de código y arquitectura interna en todas las aplicaciones de Evernote representa un gran paso hacia una mejor experiencia de Evernote para todos, porque se traduce en un comportamiento de servicio predecible y uniforme en todas las plataformas (por ejemplo, la sincronización debe funcionar de la misma forma en dispositivos diferentes). También minimiza los errores, ya que reduce el volumen de código que hay que probar, y simplifica y acelera nuestra capacidad de encontrar y eliminar errores cuando se producen.

Y, por último, lo que nadie ha notado (circunstancia positiva, una vez más), es que desde finales de noviembre, el 100 % del contenido de las notas se sincroniza y se entrega desde un sistema de almacenamiento completamente nuevo de nuestra nube. Es un paso significativo en la consecución de nuestro tercer objetivo. Mover más de 9 mil millones de notas de un servicio en funcionamiento de una arquitectura de almacenamiento a otra, sin que nadie lo note y sin que el servicio se interrumpa, es como cambiar las ruedas de un autobús en movimiento. Se requirió una migración complicada de la arquitectura fragmentada heredada (aviso: spoiler) que durante años ha constituido la base de la arquitectura del servidor de Evernote a una implementación escalable y horizontal en la “nube”. Todavía queda mucho por hacer en este frente (lo siguiente: compartir permisos), pero cuando hayamos terminado con este proceso, habremos eliminado uno de los principales obstáculos para nuestra capacidad de innovar, una limitación que lleva muchos años afectando a Evernote.

Estos logros más recientes son componentes fundamentales para cumplir con los tres objetivos que nos propusimos para Evernote a principios de 2019. En aquel momento, os pedí que fuerais pacientes con nosotros y, como dije al principio, nos estamos retrasando un poco. A ningún de nosotros nos gusta tener que empezar el 2020 volviendo a pediros paciencia. Pero la buena noticia es que ya estamos (¡y estáis!) metidos de lleno en la plataforma de lanzamiento.

Con el cliente web rediseñado (en versión limitada), los nuevos clientes móviles (en la primera vista preliminar) y los nuevos clientes (aún por lanzar) para Windows, Mac y (¡sí!) Linux, junto con la reestructuración y la migración de datos que hemos estado realizando en la nube, Evernote estará preparado para innovar y enviar con calidad a un ritmo que no hemos visto en mucho tiempo.

Pero lo más emocionante para mí, y espero que para todos vosotros, es que la línea de “meta” para establecer los puntos básicos no es tal línea de meta, sino la línea de partida de una nueva carrera: la carrera hacia una generación completamente nueva de innovación y mejora en la experiencia de Evernote. En algunos rincones tranquilos de la empresa, ya hemos empezado esa carrera, y espero ansioso a que llegue el momento de poder compartir ese trabajo con vosotros.

Gracias por vuestra paciencia y vuestro apoyo permanentes. Seguiremos trabajando con empeño para que os sintáis orgullosos, para estar a la altura y seguir mereciendo la confianza que depositáis en nosotros, y para ofrecer un Evernote del que todos podamos enamorarnos de nuevo. Juntos, haremos Evernote #everbetter.

Organiza tu trabajo y pon orden en tu vida con Evernote.

Regístrate de forma gratuita