Productividad • Usar Evernote

5 estímulos de diario para la autorreflexión y el descubrimiento

¿Quieres saber cómo mejorar tu estado de ánimo y tu salud mental? Escribir un diario podría ser la respuesta. Habituarte a escribir un diario de autorreflexión puede ayudarte a controlar el estrés y empezar el día con un estado de ánimo positivo.

Si no estás seguro de cómo empezar a escribir un diario, y la idea de encontrarte ante una página en blanco te desmoraliza, tenemos la solución. Aquí tienes cinco sugerencias que te ayudarán en tu viaje hacia el autodescubrimiento.

Una frase diaria

Sí, eso es, una frase cada día. Puede tratarse de una breve descripción de tu estado emocional o un recuerdo de tu infancia que sigue en tu conciencia. Este tema es útil si quieres escribir un diario con regularidad, pero tienes dificultades para encontrar el tiempo. Si quieres que escribir un diario se convierta en un hábito, quizá escribir una frase cada día te resulte una forma relativamente fácil de conseguirlo.

Si realmente tienes muy poco tiempo, intenta guardar tu diario en Evernote. De esa manera, podrás añadir tu frase diaria estés donde estés, en cualquier dispositivo, sin tener que llevar contigo una libreta física. Como cada entrada es corta, puedes escribirla en tu teléfono cuando tengas un minuto libre.

Consejo profesional: puedes grabar tu frase diaria como una nota de voz. Esto te permitirá llevar un diario incluso cuando no tengas la posibilidad de escribir. ¿Te ha venido una idea mientras paseabas al perro o hacías la cena? Grábalo en Evernote y se guardará en tu diario automáticamente.

¿Estás listo para empezar? ¡Descárgate la plantilla Diario de salud mental

Páginas de la mañana

Intenta escribir en tu diario en cuanto te despiertes. Sí, antes de ducharte, antes de tomarte un café, y definitivamente antes de salir de casa por la mañana. Esta estrategia la sugiere Julia Cameron, autora de “El camino del artista.” Explica que la mayoría de nosotros tenemos defensas mentales que suprimen los pensamientos y sentimientos negativos. Una vez se han levantado, estas defensas requieren un esfuerzo mantenerlas y requieren una energía mental preciosa durante todo el día.

Las páginas de la mañana son una forma de purgar esta negatividad antes de que tus defensas tengan la oportunidad de entrar en acción. Con estos pensamientos negativos apartados (o al menos a un lado), puedes descubrir un nuevo estado mental que te ayudará.

Escribir es estrictamente un flujo de conciencia. Pasa de un tema a otro. Repítete. Comete errores ortográficos atroces. Los locos de la gramática tienen prohibido abrir la boca. Simplemente fíjate un objetivo para cada mañana que consista en escribir un determinado número de palabras. ¡Prueba a empezar con una o dos páginas y ve subiendo hasta llegar a tres o más! Si lo de escribir X páginas te abruma, marcarte un límite de tiempo puede ser igual de efectivo. Ponte cinco minutos y escribe todo lo que puedas antes de que suene la alarma.

Recarga diaria

Escribir un diario de autorreflexión y volver a leerlo periódicamente puede ayudarte a identificar patrones de tu comportamiento y observar cómo evolucionas a lo largo del tiempo.

Si escribir por la mañana te resulta imposible o si buscas algo más estructurado, prueba a hacer algo de autorreflexión por las noches con una recarga diaria. Esto implica escribir sobre acontecimientos concretos que te hayan pasado durante el día. Puedes escribir sobre tus logros, desafíos, relaciones o cualquier autodescubrimiento que se te ocurra a medida que vayas escribiendo.

Para empezar rápidamente, consulta la plantilla recarga diaria de Evernote. Configura varias sugerencias para no tener que enfrentarte al abismo de la página en blanco. Simplemente aplica la plantilla a cualquier nota y empieza a escribir.

Consejo profesional: después de escribir una entrada en Evernote, etiquétala con algunos de los temas que has cubierto. Cuando estés preparado para volver a leer tu diario más adelante, podrás filtrar por etiqueta para ver cada entrada que menciona una idea, problema o emoción en concreto.

Diario de gratitud

Escribe cinco cosas por las que estés agradecido cada día. Pueden variar desde los placeres más simples hasta las personas y acontecimientos más importantes de tu vida. Por ejemplo, puedes enumerar cosas que te hicieron reír durante todo el día o describir algo que hizo un amigo o familiar que admires.

Según la psicóloga María Pía del Castillo, reflexionar sobre la gratitud te permite concentrarte en los aspectos positivos que te han sucedido en lugar de las cosas negativas que pueden suceder o no.

“Puedes pasar fácilmente de decir que has tenido un día horrible a darte cuenta de que han pasado cosas asombrosas simplemente mirando atrás en las afirmaciones positivas que has escrito.” — Maria Pia del Castillo

La plantilla del diario de agradecimiento de Evernote te anima a reflexionar sobre los aspectos positivos que han cambiado tu vida y a sacar lecciones o conclusiones de tus experiencias.

Reflexiona sobre lo bueno (y lo no tan bueno)

Escribir un diario con los pensamientos positivos puede ayudarte a reflexionar sobre lo que va bien en tu vida. Pero escribir en tu diario los pensamientos, sentimientos y experiencias negativos puede ayudarte a superarlos.

Según las psicólogas Chiara Ruini y Cristina Mortara, escribir sobre experiencias difíciles puede ayudarte a desarrollar relatos en torno a las mismas y dotarlas de significado. Este tipo de escritura expresiva puede ayudarte reducir la presión arterial, fortalecer tu sistema inmunitario y mejorar tu bienestar general. Y lo mejor es que este tipo de escritura no tarda mucho en empezar a marcar la diferencia. Escribir solo 15 minutos sobre experiencias negativas durante cuatro días seguidos han demostrado estar vinculado a mejoras en la salud mental que pueden durar meses después de dejar de escribir.

Hazlo a tu manera

Si las sugerencias del diario de autorreflexión anteriores te han gustado, puedes combinarlas para controlar realmente tu bienestar cada día. Empieza la jornada con un objetivo cada mañana: basta con una frase. Piensa en lo que esperas cada día y aquello por lo que estás agradecido en este momento. Por la noche, vuelve a leer lo que has escrito por la mañana en el diario y reflexiona sobre el día. Además, puedes fijarte metas y poner en práctica los cambios para el mañana.

Empieza con la plantilla de registro diario gratuita

Escribir un diario y releerlo periódicamente puede ayudarte a identificar patrones de tu comportamiento y observar cómo creces con el tiempo. Según Maud Purcell, el beneficio de este tipo de autorreflexión es que “cuando las circunstancias actuales parezcan insuperables, podrás mirar hacia atrás en dilemas anteriores que hayas resuelto desde entonces”.

Pásate a nuestra página de Recursos de salud mental para disfrutar de más herramientas, plantillas y artículos en beneficio de tu salud mental.

Publicado originalmente el 16/10/2019, actualizado el 26/5/2022.

Organiza tu trabajo y pon orden en tu vida con Evernote.

Regístrate de forma gratuita